Los gatos tienden a ser muy cuidadosos con su territorio. Sin embargo, cuando vemos a dos gatos juntos solemos pensar que si viven en la misma casa, lo más seguro es que estén simplemente jugando, pero esto no tiene que ser siempre así.

En ocasiones, aunque los dos gatos lleven conviviendo juntos por mucho tiempo, pueden llegar a pelearse por muchos temas. Es importante saber distinguir entonces cuando juegan y cuando llegan a las garras.

Las posturas son muy diferentes

Dos gatos frente a frente. Mucho ruido y pocas nueces • Videos de Animales

Los felinos tienen una manera de aproximarse a alguien que tienen en el foco de mira a nivel pelea. Lo primero que podemos observar es una postura con la musculatura mucho más tensa y su pelo erizado. Uno de los dos tiende a colocarse de manera dominante sobre el otro para desafiarlo además de ir avanzando hacia él.

El otro gato, evidentemente, lo que hará será defenderse ante el inminente acercamiento de su enemigo aunque luego hagan las paces. Los dos comenzarán a realizar maullidos largos y muy fuertes casi como si estuvieran chillando.

Después de acabar la pelea, los gatos se distancian. Esto puede deberse al miedo, a la tensión de la pelea o a mero desinterés.

¿Cómo se comportan los gatos cuando juegan?

Cuidados básicos: la guía - Cuidado para gatos

Lo que hacen dos gatos cuando juegan suele ser una imitación de los movimientos del otro. Además, al ser un juego, alternan los roles de atacante y defensor por lo que resulta normalmente caótico.

Pueden maullar e incluso bufar, pero serán con un volumen más bajo y más cortos. Otro de los gestos a tener en cuenta es que si están jugando, lo más lógico es que no teman estar cerca el uno del otro después del juego aunque también podrían irse a otra cosa por desinterés.

¿Pueden herirse dos gatos peleando incluso si son familia?

Los gatos juegan o pelean: signos, causas y como dividirlos - Vida con  Mascotas ▷➡️

Otro aspecto que podemos notar cuando juegan es que no suele haber ninguna herida, a menos que se haya producido de manera accidental. Sin embargo, cuando hay una pelea, es muy probable que queden heridas y en esos casos, conviene llevarlos al veterinario.

Cuando dos gatos se pelean, no importa si son o no convivientes. En el momento de la pelea, lo dan todo y pueden hacerse heridas igual. Por lo tanto, si se hacen heridas y siguen las posturas de peleas, se están peleando claramente.

La clave de los acercamientos

Gatos - Tipos, Caracteristicas, Imágenes y más - Actualizado [2020]

Los felinos, a la hora de jugar, tantean amistosamente si el otro quiere jugar por lo que se acercan casi simpáticamente. Es casi una manera de preguntarle si quiere jugar y si el otro acepta, comenzarán con los brincos y achuchones (apapachos).

Como ya comentamos antes, si dos gatos van a pelearse, no se acercan el uno al otro de manera simpática sino que ya tienen cautela con las cercanías y comienzan a tomar un rol dentro de la pelea. El ritmo de una pelea suele ser poco parejo.

¿Cuándo hay más probabilidades de que un gato se pelee?

Contenidos de Mascotas.com

Es raro que dos gatos que conviven día a día se peleen ya que se puede ver su amistad por su cercanía. Sin embargo, puede llegar a pasar por malentendidos o situaciones de estrés. También puede pasar si vives en una casa y algún gato vecino se pasea por las cercanías o tu gato pasea por otras casa.

Por lo tanto, las probabilidades aumentan si se trata de tu gato con un gato desconocido y sería raro que jugaran aunque el mundo siempre da sorpresas y también podrían jugar. Lo importante es observar las posturas.

¿Conocías todo este baile de las peleas y los juegos? Déjanos un comentario con tu experiencia 🙂