Es muy habitual que al llegar a casa el gato haya tirado algo al suelo, haya rascado algún mueble que no debía o cualquier otra situación similar. La cuestión es que muchos tienen “técnicas secretas” o estrategias que utilizan para que supuestamente sus gatos no vuelvan a cometer las mismas faltas.

Sin embargo, lo que sí tenemos claro es que no va a valer de nada utilizar el castigo y el regaño para que tu gato haga caso. Los felinos no funcionan así y nunca van a mejorar. Por lo tanto, presta atención a lo que te contamos a continuación para entender el porqué de que no te entiendan.

Tu gato no es un humano

Ahora bien, no estamos tratando de vacilarte ni de gastarte una broma. Sabemos que sabéis que no son humanos, pero a veces parece que se nos olvida cuando se trata de enseñarles. Los felinos no pueden aprender mediante el castigo ni el regaño además de que en general, incluso en el mundo social humano, no es buena idea hacer esto.

En el ser humano porque desarrollas miedo hacia otras personas y en el mundo de los felinos porque no entienden realmente lo que estás haciendo y también les generas miedo e inseguridad.

orange tabby cat inside cabinet

¿Cómo que no entienden lo que estoy haciendo?

Así es, no entienden nada de lo que estás haciendo. Si tu gato tira un jarrón al suelo y tu le gritas, lo único que va a entender es que estás siendo una amenaza para él y lo que pensaba que era una persona segura ahora empieza a transformarse en algo diferente. Los felinos hacen ciertas cosas por cuestiones que no se rigen por nuestras normal sociales.

¿Puedes poner un ejemplo?

Si, por ejemplo, tu gato comienza a afilarse las uñas en el sofá y eso no te gusta, tienes que entender que los gatos siempre van a necesitar afilarse las uñas porque es parte de su marcaje. Entonces, buscan un material que les permita afilarlas. Lo que tienes que hacer no es reñirle porque no va a entender qué es lo que está haciendo mal.

Por qué mi gato rasca el sofá? – Veterinario Poal

Por lo tanto, debes enfocarte en otorgarle un rascador o un objeto que le guste para afilarse las uñas y así que deje de utilizar el sofá. ¿Qué pasa si no lo utiliza? Puedes intentar otros métodos como poner aroma de limón en esa zona de sofá para que se sienta repelido o darle premios cada vez que una el rascador.

Esta es una manera práctica de hacer que un gato cambie de hábitos, pero el regaño nunca le hará cambiar sino que empeorará su temperamento y se sentirá inseguro.

Transmite este mensaje a tus amig@s

Somos conscientes de que la mayoría entienden esto, pero hay personas que aún no. Es por eso que si conoces a alguien que no sabe esto y puedes explicárselo, les ayudarás un montón (a ellos y a su gato) 🐱💚

¿Qué os parece la explicación? Déjanos un comentario para que podamos leerte 🙂